La reforma constitucional que impulsa en Chubut el Gobernador Mario Das Neves, no solamente propone dar “protección al agua”, sino que en sintonía con tal objetivo pondría reparos y límites a la utilización del “fracking” como técnica de exploración.

Das Neves anunció “ la protección del agua” en su discurso de inauguración de sesiones en la Legislatura Provincial, encomendando a los dirigentes designados para difundir la propuesta entre las fuerzas políticas provinciales trasladen la idea a los partidos políticos con representación legislativa provincial y municipal, incluyendo el “no fracking” entre sus planteos. Das Neves necesita una ley provincial para hacer realidad su idea y con una legislatura reticente a toda lo que venga del ejecutivo chubutense, hace pie en otros sectores de la comunidad para presionar sobre los diputados del Frente Para la Victoria, que son mayoría en esa provincia.

«El 25 de febrero planteé en Esquel incorporar el tema del agua dentro de la Constitución, nosotros lo vamos a dejar expresamente a eso, creo que es el artículo 110, el tema del no fracking»,dijo a la prensa en marzo pasado.

Podria suceder entonces, ya como precepto constitucional, una regulación o moratoria de la controversial técnica, como lo han hecho otros países. Ejemplos que cita el informe “Principio de Precaución: Herramienta jurídica ante los impactos del Fracking” elaborado por Ariel Pérez Castellón, Astrid Puentes Riaño, Haydée Rodríguez, Héctor Herrera Santoyo y la Asociación Interamericana para la Defensa del Ambiente (AIDA) .

El documento completo lo pueden leer haciendo click aquí.

Allí se indica que mas de 45 municipios argentinos ya han aprobado ordenanzas municipales de prohibición o moratoria de fracking en sus territorios, para luego enumerar otros casos que señalamos mas adelante.

Prohibiciones y moratorias al Fracking en municipios de Argentina

En el marco de sus competencias concurrentes de gestión ambiental, al 2015, más de 45 municipios argentinos aprobaron ordenanzas municipales de prohibición o moratoria de la fractura hidráulica en sus territorios. La norma del Municipio de Guaminí en la Provincia de Buenos Aires por ejemplo, prohibió la exploración y explotación de gas y petróleo de yacimientos no convencionales bajo la técnica de fractura hidráulica con base en el principio de precaución. Uno de los argumentos principales fue que dicha técnica no ofrece garantías a la preservación ambiental y puede vulnerar el derecho al ambiente sano, el derecho a la salud y al desarrollo de las/os habitantes de Guaminí.

La ordenanza señala además que la fractura hidráulica es una metodología experimental, ya que sus impactos no están plenamente caracterizados o comprendidos.

Experiencias concretas de aplicación del principio de precaución al fracking

Prohibición del Fracking en Francia

En julio de 2011, Francia se convirtió en el primer país en prohibir la exploración y la explotación de yacimientos de hidrocarburos líquidos o gaseosos mediante fracturación hidráulica. Lo hizo a través de la Ley 2011-835. Esta prohibición se basó en los principios de acción de prevención y corrección de los daños al medio ambiente, contemplados en el Código del Medio Ambiente francés. La mencionada ley se basa en el principio de precaución de modo indirecto, ya que en interpretación de la Corte Constitucional de Francia, instancia que ratificó la constitucionalidad de la ley antifracking, el legislador ha querido evitar los riesgos que este procedimiento de exploración y explotación de hidrocarburos puede ocasionar para el ambiente.

En consecuencia, ante la duda sobre el alcance y magnitud de los riesgos y daños que esta técnica puede generar, el legislador francés optó por la precaución y la tutela preventiva del ambiente y la salud de los habitantes en ese país.

A fin de obtener un mejor conocimiento y evaluar los riesgos ambientales vinculados a las técnicas de fracturación hidráulica, la ley establece la conformación de una comisión nacional de orientación, seguimiento y de evaluación de las técnicas de exploración y de explotación de los hidrocarburos líquidos y gaseosos. Dicha comisión está compuesta por representantes del Congreso, de las colectividades territoriales, asociaciones y empresas del sector, entre otros actores. Cabe señalar que la sociedad civil francesa, las organizaciones sociales, ambientales y ciudadanía en general, jugaron un rol esencial para influir en que las autoridades del país aprobaran la ley de prohibición del fracking. Lo hicieron a través de charlas informativas, movilizaciones y peticiones ante los miembros del Parlamento, entre otras acciones.

Moratoria a la exploración y explotación de gas de esquisto en Maryland (EE.UU.)

En 2011, el Gobernador del Estado de Maryland113 declaró la moratoria al fracking en la formación de gas de esquisto “Marcellus”. La norma en cuestión fue aprobada con el objetivo de impulsar la generación de conocimientos e información suficientes para los legisladores y actores políticos, a fin de que la explotación del gas de esquisto se realice evitando riesgos inaceptables e impactos adversos en la salud pública, el ambiente y los recursos naturales.

A fin de coadyuvar a la generación de información, el decreto ejecutivo de la moratoria creó un comité consultivo,integrado por representantes de municipios, del sector académico, de las ONG ambientalistas y de las empresas, entre otros. Dispuso que la Gobernación, a través de sus departamentos especiales, elabore un estudio integral, con un horizonte de corto y largo plazo, sobre los riesgos de contaminación de aguas superficiales y subterráneas, las mejores prácticas en la explotación de la formación de Marcellus y las emisiones de gases de efecto invernadero desde los pozos de exploración o explotación, entre otros aspectos.En mayo de 2015, la Gobernación de Maryland amplió hasta 2017 la moratoria al fracking en la formación Marcellus.

Prohibición de la fractura hidráulica en el Estado de Nueva York (EE.UU.)

En diciembre de 2014, el Gobernador del Estado de Nueva York, Andrew Cuomo, anunció la prohibición de la fractura hidráulica en dicho Estado. En junio de 2015, la medida fue ratificada a través de una Declaración específica del Departamento de Conservación Ambiental del Estado de Nueva York. Previamente, 85 de los 932 municipios en Nueva York habían declarado la moratoria o prohibición del fracking en sus territorios. Además, existía una decisión judicial de la Corte de Apelaciones del Estado, de junio de 2014, que ratificaba la plena competencia de los municipios para prohibir el fracking en sus territorios a través de regulaciones y ordenanzas de uso de suelos.

La prohibición del fracking se basó esencialmente en extensas investigaciones e informes del Departamento de Salud y del Departamento de Conservación Ambiental del Estado de Nueva York, sobre los impactos y riesgos de la técnica en la salud pública y el ambiente. El informe del Departamento de Salud requirió más de 4,500 horas del trabajo conjunto de más de 20 investigadores científicos y especialistas en salud pública119. Por su parte, la investigación del Departamento de Conservación Ambiental requirió de casi siete años de trabajo, e incluyó la revisión de miles de comentarios de la sociedad civil.

El informe del Departamento de Salud señala la existencia de evidencias sobre la contaminación e impactos del fracking en aguas superficiales y subterráneas, en la calidad del aire y en la inducción de sismos en Estados productores de hidrocarburos como Pennsylvania, Colorado, Oklahoma y Ohio. Asimismo, como ya se mencionó, el documento concluyeque existe incertidumbre e información insuficiente sobre el alcance de los impactos del fracking en la salud pública.