Párroco Marcos Alemán. J.

Un crudo testimonio sobre lo que sienten quienes viven en el monte cuando un empresario quiere adquirir esos terrenos. Explica que el negocio no es el monte en sí, sino las tierras que están en la zona y considera que cada vez que alguien avanza sobre esos terrenos, ellos pierden un poco de ese monte al que conocen como a la palma de su mano.