Graciela Vizcay Gómez   

California es el primer estado de los Estados Unidos en exigir a Monsanto que califique en el etiquetado, a su asesino de malas hierbas, el herbicida Roundup, como un posible carcinógeno, según un fallo emitido el 10 de marzo, por un juez de California.