ECOPORTAL

Ante sus posibles efectos cancerígenos, varios países quieren prohibir el uso del glifosato pero las nuevas licencias se definirán recién en noviembre.

En la Unión Europea el debate por la prolongación de uso o no del herbicida más usado en el mundo está candente. Francia y Bélgica quieren su prohibición total por su clasificación como “probable cancerígeno” según la AIIC (Agencia Internacional para la Investigación sobre el Cáncer)